Andrés Iniesta, uno de los jugadores españoles más emblemáticos de la “Roja”, se despidió de la selección española tras disputar su último partido en los octavos de final del Mundial de Rusia 2018.

El autor del gol que le dio la Copa del Mundo a España en el Mundial Sudáfrica 2010, se despidió a través de una carta abierta que publicó en redes sociales, donde con mucha nostalgia agradeció a todas las personas con las que compartió durante sus 14 años representando a España en la cancha.

“Creo que he tenido la suerte de poder vivir una de las mejores etapas del fútbol español, con una generación de jugadores que han sido y son excepcionales en todos los sentidos”, reseñó Iniesta en la publicación.

El ex capitán del FC Barcelona señaló que tenía meses analizando la opción del retiro, pues aún no sentía deseos de marcharse, sin embargo, consideró que era lo mejor para la selección y asegura que la “Roja” cuenta con un grupo de jugadores increíbles que tienen un “futuro apasionante”.

“A partir de ahora me tendrán como un aficionado más apoyándolos incondicionalmente: No tengo ninguna duda de que lo que viene por delante será maravilloso y se cosecharán grandes éxitos. El grupo que hay es impresionante”, destaca la carta.

Asimismo, agradeció a la Federación por el apoyo y a todo el equipo de presidentes, directivos y empleados que lo siguieron desde los 15 años cuando por primera vez se colocó la camiseta de la selección.

Especialmente mostró un inmenso cariño al ex entrenador de la selección española, Luis Aragonés, quien inició una espléndida temporada de victorias en 2008 para la “Roja” cuando consiguió la Eurocopa que dió pie al Mundial de 2010 y a la siguiente Eurocopa en 2012.

“A todos vosotros, afición, gracias, muchas gracias por vuestro apoyo y cariño. ¡Siempre con la Roja!”, finalizó Iniesta.